Siempre que tengas un accidente de trabajo acude a la mutua en horario laboral, con ello tienes una prueba cuando te diga que lo tuyo no es del trabajo, sino que te lo has hecho en fuera.

Si no estás conforme con el diagnostico, EXÍGELES una hoja de reclamaciones de la propia Mutua.

En el momento de abandonar la Mutua, debes de llevarte SIEMPRE UNA COPIA DEL INFORME MEDICO.

SI NO TE DAN LA BAJA Y NO PUEDES TRABAJAR, ve al médico de cabecera y solicitarle la baja, conviene llevar e la documentación de la Mutua para que haga la reclamación de contingencia común a profesional. También puedes hacerla tú en la Oficina Virtual de Reclamaciones: www.ovrmatepss.es/virtual/ donde te dan una respuesta en 20 días.

¿Qué tengo que llevar a la Mutua si sufro un accidente en el trabajo?

El volante de asistencia.

Uno por cada lesión.

Éste es un documento no oficial, pero de uso común para todas las Mutuas y que lo tiene que rellenar la empresa con nuestros datos básicos para acreditarnos en el momento de la asistencia sanitaria por una causa directa del trabajo.

¿Tengo que ir a los servicios médicos que determine la Mutua?

Tenemos que ir preferentemente, y siempre que sea posible, a los servicios sanitarios de la Mutua. En el supuesto que no se cumpla este criterio, la Mutua podría darnos el alta médica y económica.

¿Cómo puedo impugnar un alta médica si no estoy de acuerdo?

Mediante reclamación previa en vía administrativa en el término de 4 días desde la fecha de la notificación del alta, ante la Dirección Provincial del INSS, que tendrá que resolver en un plazo de 15 días naturales.

Si no hay respuesta o es negativa, se tendrá que tramitar vía judicial ante el juzgado de lo social también en el término de 30 días desde la resolución que desestima la reclamación previa.

Es importante saber que aunque se impugne el alta, es obligatorio ir a trabajar.

Si impugno el alta médica, ¿he de ir a trabajar?

SI, al día siguiente de la fecha del alta tenemos que incorporarnos al trabajo, porque si no lo hacemos, al tercer día de ausencia al trabajo, la empresa puede utilizarlo como argumento para despedirnos.

Esto quiere decir que si hemos impugnado el alta, los trámites para decidir si tenemos razón o no, son paralelos al alta.

¿Qué hago si la Mutua, tras unos días de baja, me deriva al cabecera de la Seguridad Social y no estoy de acuerdo?

El médico de la Mutua nos tiene que dar un informe donde explique las razones que tiene para derivarnos a la S.S. Con este informe iremos al médico de cabecera y le explicaremos los motivos por los que consideramos que es laboral y no común.

Lo que se intenta con esta situación es esconder un accidente de trabajo, eso es incumplir la normativa. Por tanto, lo que debemos hacer es:

  • Ir a la Mutua si la empresa niega aceptar el accidente.
  • Iremos al médico de cabecera o a urgencias de un hospital, a poder ser en horario de trabajo. Así quedarán reflejadas la hora y la lesión sufrida, en el parte de atención del médico que nos atendió.
  • A él le explicaremos lo sucedido, no estando conforme con que la baja sea por contingencia común y tramitado por la Seguridad Social presentaremos un escrito ante la S.S solicitando la determinación de contingencia.
  • La S.S valorará y fijará si la baja es por causa común por la Seguridad Social o por causa profesional ( Mutua). La resolución se podrá impugnar en un plazo de 30 días.

¿Tengo derecho a pedir una copia de mis informes médicos a la Mutua?

Sí, tengo derecho a tener copia de todos los informes médicos y pruebas que me realice la Mutua o cualquier otro centro médico.

Actualmente suelen dar el expediente en formato digital (algunas veces incluso te dan un link donde descargarlo) si este es el caso, imprime todo y ve a que la mutua te selle el expediente

Considero que se ha producido un error médico cuando he sido atendido por la Mutua, ¿Dónde reclamar?

En primer lugar hay que pedir el libro de reclamaciones de la mutua y poner lo sucedido, siempre quedándote con una copia.

Después formular una reclamación en la Dirección Provincial del INSS notificando las posibles negligencias, después solicitar al Instituto de Evaluaciones Médicas para remitirlo al Instituto Nacional de la Seguridad Social, quien dictará en resolución si ha habido mala actuación por parte de la mutua.

También se puede poner un recurso ante el juzgado de lo social.

¿Por qué recibo una citación de la Mutua cuando me ha dado la baja médica el médico de cabecera?

El Real Decreto 575/1997 permite a las empresas contratar la gestión de la IT por contingencias comunes a las Mutuas.

Estas Mutuas solo pueden llevar el control de las bajas por enfermedad común o accidente no laboral, si lo tienen contratado con la empresa.

Únicamente pagan si tienen contratadas las contingencias.

 

¿Desde qué día me puede convocar la Mutua?

Las mutuas que lo tengan contratado con la empresa, pueden hacer el seguimiento y control de la baja desde el primer día hasta el último. Con citas constantes, en muchos casos semanales.

Se tiene que tener mucho cuidado a la hora de autorizar el uso de nuestros datos.

¿Puedo negarme a ir a la Mutua?

Puedes hacerlo si quieres, pero la ley permite a las Mutuas que si un trabajador/ a no acude cuando le convocan, puede activar el alta administrativa.

¿Qué quiere decir esto?: El trabajador/a está de baja médica (por el médico/a de cabecera), pero le deja de pagar el subsidio económico, incluso lo hacen el mismo día y hora por no acudir la cita, aunque sólo hayan pasado 5 minutos, después suele ser muy difícil volver a recuperar la prestación.

L@s enferm@s tienen que hacer un escrito de descargo       que          justificada MUY

FEHACIENTEMENTE que hubo causa de fuerza mayor que le impidió acudir a la cita médica, pero en la mayoría de los casos son rechazados los recursos que son resueltos por los servicios jurídicos de las mutuas y por tanto, se quedan sin cobrar.

Por eso, si la Mutua nos convoca, siempre por escrito, no nos queda más remedio que ir.

La Mutua me ha pedido los informes y resultados de las pruebas médicas que tenga, ¿lo tengo que hacer?

No estamos obligados. Si tenemos informes o pruebas de nuestra patología, voluntariamente, podemos llevarlos si con eso conseguimos acelerar el proceso de pruebas complementarias que nos hagan falta.

Por otro lado los médicos de la Mutua NO pueden pedir esta información a los médicos de cabecera.

Pero hoy en día entregan esa información habitualmente porque tienen muy buen rollito entre ellas y se dan muchas altas desde inspección a propuesta de las mutuas.

Una vez me han visitado, me dicen que hacen falta pruebas complementarias, ¿Io pueden hacer?

Pueden proponernos hacer todas las pruebas que crean necesarias con la patología que tenemos, y que sirvan para curarnos bien y en menos tiempo, siempre que estemos de acuerdo.

¿Qué hago si me proponen la intervención quirúrgica que en la Seguridad Social tardarán en hacerme?

La Mutua no puede llevar a cabo nada que no tenga nuestra aceptación, y una intervención quirúrgica no es diferente.

Es más, para llevarla a cabo, aparte de nuestra autorización, necesitará la de la

s.s.

¿Puede darnos el alta la Mutua, cuando estamos de baja por la Seguridad Social?

La Mutua NO tiene facultades para dar altas médicas de la S.S. Lo que sí puede hacer es elaborar una propuesta de alta al médico de cabecera argumentando por qué cree que ya nos puede dar el alta. La última decisión será del médico de cabecera.

Por otro lado, la Mutua también puede hacer una propuesta argumentada de alta al Instituto de Evaluaciones Medicas Autonómico (Inspección Médica), y será éste quién tomará la decisión de emitir el alta o mantener la baja.

Este órgano sí que puede emitir altas médicas por encima de la opinión del médico de cabecera. El alta del Instituto de Evaluaciones Médicas Autonómico es de efecto inmediato, eso quiere decir que al día siguiente nos tenemos que reincorporar a nuestro trabajo. En este caso podemos, impugnar el alta ante la Dirección Provincial del INSS yy posteriormente a una resolución negativa, ante el Juzgado de lo Social

LAS MUTUAS NO SUTITUYEN LAS FUNCIONES DE LA SEGURIDAD SOCIAL, solo pueden ejercer el control de la baja médica por enfermedad común y accidente no laboral.

Esta     gestión      es       una amenaza para el sistema público de salud, supone un traspaso de dinero público a manos privadas, que      atenta       contra el sistema de equidad y supone una medida de control del absentismo laboral, persiguiendo al trabajador/a enfermo.

Debemos entender la acción sindical como el principal método para defendernos de las nuevas realidades laborales que nos acechan.

La AFILIACIÓN es la respuesta PREVENTIVA y NATURAL de cualquier persona asalariada que quiera defenderse de estos ataques a su forma de vida. Desde las grandes capitales hasta los pueblos más pequeños, tod@s vamos en el mismo barco y debemos ser conscientes de que la lucha es nuestra.

Los Sindicatos colaboracionistas y verticales deben saber que sólo desde la lucha se crea el COLECTIVO y es este COLECTIVO el que posee la FUERZA para enfrentarse a los abusos que se pretenden contra tod@s l@s trabajadoras/es.

Si nos tocan a un nos tocan a tod@ s

Categorías: DOCUMENTOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.